sábado, 26 de abril de 2014

ELTAMBOR.ES ► DIPUTADO ARGENTINO JORGE RIVAS PRESENTÓ UN PROYECTO PARA INSTAURAR EN ARGENTINA EL 14 DE ABRIL COMO DÍA DEL EXILIADO ESPAÑOL

WWW.ELTAMBOR.ES

Se presentó un proyecto de Ley para instaurar en Argentina el 14 de abril como Día Nacional del Exiliado Español

Se presentó un proyecto de Ley para instaurar en Argentina el 14 de abril como Día Nacional del Exiliado Español
abril 16
11:312014
El diputado argentino de extracción socialista Jorge Rivas y la Agrupación Lorca, que reúne a españoles y descendientes de españoles radicados en la Argentina, anunciaron en rueda de prensa la presentación en la Cámara Baja del Parlamento Nacional un proyecto de Ley para instituir el 14 de abril de cada año como el Día Nacional del Exiliado Español.
Durante el encuentro, que tuvo lugar el lunes 14 en una de las salas de prensa del Congreso, el legislador expuso los fundamentos del proyecto. En esta dirección, Rivas recordó que el 14 de abril de 1931 la Segunda República reemplazó en España a la monarquía, después de un gran triunfo electoral de los sectores que propulsaban el régimen republicano para el país. Esto, apuntó, forzó al rey Alfonso XIII a reconocer el repudio mayoritario a su permanencia en el poder.
Sin embargo, ahondó, la voluntad de la mayoría pronto se vio coartada. “No por las dificultades y las contradicciones propias de ese proceso popular transformador que se proponía reparar injusticias y atrasos muy arraigados, sino por la cruda violencia de los poderosos”, valoró, y continuó: “En efecto, el levantamiento armado del ejército que conducía Francisco Franco, expresión de la derecha más reaccionaria, desató el conflicto que se conoce como Guerra Civil Española”.
En la guerra, que terminó el 1 de abril de 1939 con el triunfo del franquismo, avanzó en los fundamentos el diputado, intervinieron del lado de los vencedores el régimen nazi de Adolfo Hitler y el fascista de Benito Mussolini y se calcula en medio millón la cantidad de muertos durante el conflicto.
Luego, prosiguió, vino la instalación en el poder de la dictadura del generalísimo Franco, ‘Caudillo de España por la Gracia de Dios’, que se mantuvo en pie hasta 1975. “Durante todos esos años, caracterizados por una violenta represión, el franquismo cometió innumerables crímenes de lesa humanidad que aún no han sido investigados ni sancionados”, destacó y recordó que entre los exiliados de la última dictadura española  llegaron a la Argentina el poeta Rafael Alberti, la escritora María Teresa León, el dramaturgo Alejandro Casona, el músico Manuel de Falla, los historiadores Claudio Sánchez Albornoz y Diego Abad de Santillán y el psicoanalista Ángel Garma. También fueron exiliados españoles los que fundaron en Buenos Aires las editoriales Emecé, Sudamericana y Botella al Mar, y quienes editaron la revista ‘De mar a mar’.
Más allá de las celebridades mencionadas, destacó, “la Argentina acogió también a una gran cantidad de exiliados españoles que llegaron después del luctuoso 1939 y se integraron plenamente a la sociedad que lo recibió con solidaridad y espíritu fraternal”.
Por último, Rivas señaló en la sede de la Cámara de Diputados que “es en homenaje a todos aquellos inmigrantes españoles que se vieron obligados a abandonar su patria en busca de un mejor porvenir, y con el objeto de no olvidar las desgracias que ocasiona a un pueblo una guerra entre hermanos”, que proponen instituir como Día Nacional del Exiliado Español a la fecha de la proclamación del último gobierno democrático antes del estallido de la Guerra Civil.
Antecediéndolo en la palabra, Gustavo López, en representación de la Agrupación Lorca, manifestó que esta iniciativa busca “institucionalizar un día, que actualmente se conmemora en miles de hogares en Argentina, para recordar a quienes trajeron su lucha, a quienes se quedaron y a los que murieron en la defensa de la libertad y la igualdad”.
Por otra parte, López lamentó que hoy en España haya “un manto de impunidad que no permite que se juzguen los crímenes de lesa humanidad cometidos durante la dictadura franquista” y señaló que el proyecto de ley presentado es “un aporte” que los descendientes hacen “desde acá” con el deseo de que “de una vez por todas allá se pueda vivir con libertad”.
El dirigente destacó, asimismo, que es una iniciativa también importante para la Argentina “porque, quizás, –sostuvo– lo que pasó allá en 1931 esta pasando hoy acá, con el denominador común que es la redistribución de la riqueza”. “Un tema –avanzó– que cuando se aborda te enfrenta con lo peor de la derecha, lo peor de los poderes concentrados y lo peor de la sociedad que tiene privilegios sobre el resto”.
En esta dirección, Gustavo López planteó que “hoy en Argentina se habla muy ligeramente de que terminan procesos, de cortar, de fin de siglo, pero no nos tenemos que olvidar que los cortes dictatoriales que representan a las minorías traen aparejados dictaduras feroces y genocidios”.
Finalmente, tras agradecer el apoyo de aquellos diputados que ya han firmado a favor del proyecto, invitaron a todos los que quieran colaborar con el impulso de este proyecto a enviar la mayor cantidad de adhesiones posibles de todo tipo de instituciones, organizaciones políticas, culturales, etc., de cualquier parte del mundo.
Las mismas, detallaron, deberán ser dirigidas a la Honorable Cámara de Diputados de la Nación Argentina (Av. Rivadavia 1864 | C.P.C1033AAU, Ciudad Autónoma de Buenos Aires, República Argentina) con atención al diputado Jorge Rivas; o en su defecto enviarlas a nuestra dirección de e-mail: espanolesfpv@gmail.com.
Jorge Rivas, diputado nacional
Jorge Rivas nació en Lomas de Zamora, en provincia de Buenos Aires, el 18 de octubre de 1961. Es político y abogado. En octubre de 2011 fue reelecto diputado nacional por el Frente para la Victoria y se desempeña en las comisiones de Asuntos Constitucionales, Derechos Humanos y Garantías, Penal y de Seguridad Interior.
Además, es miembro del Consejo de presidencia de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos y secretario general del Partido Socialista en Provincia de Buenos Aires.
En el año 2007, sufrió un brutal ataque en ocasión de robo y como consecuencia de los golpes quedó cuadripléjico. Apenas movía los ojos, pero con enorme tesón y gracias a ejercicios de rehabilitación, poco a poco, fue recuperando la movilidad de la cabeza y una falange de su dedo índice.
Tras un año de recuperación retomó su actividad política, ayudado por una silla de ruedas y un software para comunicarse desarrollado para él por un amigo, Eduardo Lazzati, titular de una empresa especializada en inteligencia artificial.
Este programa, bautizado HADA, interpreta el movimiento de su cabeza y se puede descargar de manera gratuita de la página de la empresa. Desde que se dio a conocer este caso, más de 600 personas de todo el mundo lo han descargado.
Mariana Ruiz, Buenos Aires | 16 Abril 2014